Un paso para que pase… ¿te atreves?

Nuestras creencias basadas en los miedos del ego son implacables inventando excusas para no atrevernos: “¿Pero dónde vas? ¿No te das cuenta de que te va a salir mal y que vas a hacer el ridículo?”, “Si pregunto van a pensar que soy tonta”, “Ni se te ocurra, no eres capaz”, “Imposible, no tenemos suficiente dinero”, “No se lo voy a decir porque se lo va a tomar mal y va a dejar de quererme”, “Déjalo pasar ¿total? Es mejor que hacer frente a un conflicto”, “yo callado… no vaya a ser que no me acepten”…

¿Os imagináis si dijésemos en voz alta a otra persona esas cosas que en ocasiones nos decimos en nuestras conversaciones internas a nosotros/as mismos/as?, qué duro sonaría ¿no?. Haced la prueba.

Es cierto que en la zona de confort que cada uno/a hemos ido construyendo se está muy bien porque todo es conocido, está bajo control, nos sabemos más o menos las respuestas, supone tranquilidad…pero…NO PASA GRAN COSA.

Atreverse a salir de la zona de confort no sólo sirve para conseguir eso que nos gustaría alcanzar, sino que se trata de un ejercicio necesario para crecer personal y profesionalmente, es parte del proceso de evolución (sin ir al extremo donde damos el paso porque el sufrimiento que estamos viviendo es más grande que nuestras creencias limitantes o miedos).

¿Cómo hacer entonces para generar la suficiente energía para dar ese paso?

Aquí van tres propuestas sencillas que nos pueden ayudar a atrevernos:

– Si piensas “No lo hago por si sale mal”, cierra los ojos e imagínate e intenta sentir durante un minuto, cómo sería si saliese bien (puedes también jugar con tus sentidos: colores, olores, sabor… de esa situación positiva)

– La Pregunta Milagro de De Shazerdel enfoque centrado en soluciones. Es más que una pregunta, es un viaje en el que se lleva a la persona a la situación de solución como resultado de un milagro. Es una técnica de proyección al futuro. Lo interesante es que el milagro separa a la persona de la situación presente que ha descrito (con pegas, límites, excusas etc.) y la sitúa en un contexto de solución en el futuro. En ese viaje la persona puede empezar a visualizar posibles soluciones a su problema, se imagina dando pasos en esa dirección, pone el foco en la solución y no en la carencia y por lo tanto se genera un tipo de energía positiva, que nos potencia.

– La pregunta sobre el peor escenario: “¿Qué es lo peor que te puede pasar si te atreves a probar?” El visualizar el peor escenario, nos ayuda a hacerle frente y esto desactiva de cierta manera nuestros miedos, hace descender la tensión, lo que nos permite pensar en soluciones/respuestas. Comprobamos que esa película tan terrible que nos atormentaba o bien no es tan horrible como la habíamos imaginado, o si efectivamente lo es, al menos ya hemos pensado en cómo seguir adelante y cesará ese desasosiego provocado por la incertidumbre.

No lo retrases más…¡Atrévete a eso que hace tiempo te ronda en la cabeza!… te puedes llevar muchas sorpresas en el camino.

Para empezar le puedes echar un vistazo a este vídeo que se titula “Atrévete” (sólo dura 1 minuto y 26 segundos).

Feliz fin de semana

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s